U$D

VIERNES 22/03/2019

Todo es posible porque "somos como estamos"

Otro River - Boca que no fue. Una muestra más de lo que podemos descender como país.

Todo es posible porque

La frustrada final de la Copa Libertadores es una muestra más de lo que podemos descender como país. Y esto no tiene que ver con la crisis económica, ni con el gobierno de turno o la llegada del Donald Trump a la Argentina. Lo que quedó demostrado durante la tarde de hoy, en Buenos Aires, es que "somos como estamos". 

¿Cómo es posible tirarle piedras al micro que lleva a los jugadores del equipo rival? ¿Cómo es posible que el equipo contrario sufra una suerte de "emboscada" al pasar justo frente a cientos o miles de hinchas del local, muchos de ellos dispuestos a tirar ladrillos y cualquier tipo de objetos delante de la propia policía? 

¿Cómo es posible que el Gobierno, a través de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, haya asegurado que las finales se podían jugar con público visitante y hoy se haya tenido que suspender el partido por los desmanes fuera y dentro de la estadio?

¿Cómo es posible que un club como Boca Juniors, aunque no es culpable de lo sucedido, haga viajar a sus jugadores en un micro que no cuenta con cristales antivandálicos, los mismos que miles de particulares usan en sus autos? 

Todo es posible porque lamentablemente la Argentina no deja de sorprender para peor.

Todo es posible porque seguimos cayendo como sociedad y porque lo que pasa en la final de una inédita Libertadores, donde juegan los dos equipos más importantes de la Argentina y donde se nos ve desde varios lugares del planeta, también pasa en las canchas del ascenso y la última muestra fue lo que pasó en la semana en la cancha All Boys, donde se vio a los hinchas correr a las fuerzas de seguridad.  

Comentarios1
German Nestor
German Nestor 25/11/2018 07:51:22

La mejor salida a todo esto es Ezeiza.

Más notas de tu interés