Dominio de Montaña, en Mendoza, es la primera bodega argentina enfocada en el cabernet franc

Dominio de Montaña, en Mendoza, es la primera bodega argentina enfocada en el cabernet franc

Se llama Dominio de Montaña y está enfocada en hacer vinos de alta gama, con foco en cabernet franc, en San Pablo, una de las zonas más exclusivas del cotizado Valle de Uco.

En nuestro país, cada vez florecen más proyectos vitivinícolas enfocados en elaborar un determinado estilo de vinos: algunos apuntan a hacer espumantes, en otros el eje está en el malbec, no faltan los que se distinguen por la impronta de autor, aquellos que buscan expresiones fieles de un single vineyard y los que van aún más allá experimentando con uvas de parcelas determinadas.

En ese marco surgió recientemente un nuevo emprendimiento que tiene dos columnas vertebrales: la primera, es una finca ubicada en San Pablo, Tunuyán, en el Alto Valle de Uco; la otra es la cepa cabernet franc, una variedad que da vinos frescos, tensos de gran pureza en su juventud y con capacidad de adquirir fineza y texturas infinitas en su evolución en botella.

Dominio de Montaña está enfocado en expresar los distintos matices del terroir San Pablo y las particularidades de sus suelos, cuyo potencial es propio de un grand cru. Sus vinos nacen en la altura de la cordillera, a 1.470 metros sobre el nivel del mar, un lugar donde el clima frío, los suelos aluviales pedregosos de la montaña, el trabajo silencioso de los viñerones y los distintos perfiles de suelo que se concentran en un mismo lote de una finca única les confieren toda su identidad

Gravas

Rodrigo Calderón, sommelier que diseñó la carta de vinos para Mauro Colagreco en Mirazur y uno de los creadores del proyecto, resume: “Hace un tiempo que veníamos probando vinos de productores del Alto Valle de Uco, hasta que conocimos los vinos de una finca que tiene el viñador Manuel Pellegrina en San Pablo. Probamos sus ejemplares en la bodega, y sin saber qué eran esos vinos nos fascinaron absolutamente. Para nuestra sorpresa resultaron ser tres cabernet franc provenientes de una misma finca. Así llegamos a conocer no sólo la finca sino el lote que tanto nos había gustado, donde se distinguen tres tipos de suelo muy diferentes: uno a base de gravas, uno a base de schistos y uno a base de arcilla. Decidimos vinificar los tres sectores separados de manera muy básica, en bines y barricas usadas de 600 litros, con levaduras nativas y la mínima intervención necesaria. El resultado son los tres vinos  producto de climas definidos que se eligieron por su perfil subterráneo distintivo”.

Tinto

Hoy, con una producción muy pequeña de algo más de 5.500 botellas, Dominio de Montaña ya es una realidad. Su portfolio de vinos está conformado por Tinto de San Pablo ($1.150), un corte de malbec y cabernet franc que muestra la expresión genuina de las dos variedades que mejor se dan en la finca, y los tres cabernet franc de distintos perfiles de suelo llamados Schistos Positivos, Gravas de San Pablo y Arcilla 1:1 ($1.850 cada uno).

Arcilla

El restaurante de Colagreco tendrá los mejores vinos argentinos: quién hará la elección

El restaurante Mirazur, reconocido como el mejor del mundo en la lista The World's 50 Best Restaurants 2019, incorporará a su propuesta una carta de vinos argentinos. Para diseñarla, el cocinero platense Mauro Colagreco eligió al sommelier Rodrigo Calderón, con quien viene trabajando desde hace ya casi 10 años.

Schistos Positivos

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar