Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
A los 91 años, murió el emblemático diseñador francés Givenchy

A los 91 años, murió el emblemático diseñador francés Givenchy

Vistió a estrellas como Audrey Hepburn y Grace Kelly. Construyó un imperio comercial, hoy propiedad del grupo de lujo Moët Hennessy-Louis Vuitton.

El diseñador de moda francés Hubert de Givenchy, que dominó la industria durante más de tres décadas y cuya ropa fue lucida por estrellas de cine como Audrey Hepburn y Grace Kelly, murió a los 91 años.

La noticia de su muerte fue confirmada por la casa de moda de Givenchy, que actualmente es propiedad del grupo francés de artículos de lujo LVMH.

 

De Givenchy fundó en París una de las casas de moda líder a nivel mundial durante los años 50, y luego se afincó en Nueva York, llegando a construir un imperio comercial que se integró a LVMH tras su venta a finales de la década de 1980.

 

 

 

Sus emblemáticas creaciones, incluyendo las blusas con mangas en forma de globo y sus pantalones a media pierna con dobladillos acampanados, fueron adorados en su tiempo como alternativas ligeras al entonces dominante estilo ‘New Look‘ de Christian Dior de cinturas entalladas y curvas artificiales.

"Monsieur De Givenchy se apagó mientras dormía el sábado 10 de marzo de 2018. Sus sobrinos y sobrinas comparten su dolor. Las exequias se celebrarán en la más estricta intimidad", señaló el comunicado.

La familia indicó que "en lugar de flores y coronas" el difunto "habría preferido una donación a Unicef en su memoria".

El creador en 1952 de la marca Givenchy nació en 1927 en Beauvais (oeste de Francia), de donde se fue a París a los 17 años para dedicarse a la que ya era entonces su pasión.

Empezó trabajando para Jacques Fath y luego sucesivamente para Robert Piguet y Lucien Lelong antes de entrar en Elsa Schiaparelli, donde rápidamente se convirtió en director artístico.

Un papel fundamental en su obra lo desempeñó su encuentro en 1953 con Audrey Hepburn, a la que prestó varios modelos para su película ‘Sabrina‘. La actriz sería en 1957 la imagen del primer perfume del modisto francés, ‘L’interdit‘.

Otra figura importante que marcó su biografía fue la del costurero español Cristóbal Balenciaga.