El Cronista Comercial

Marriott ingresa al mercado all inclusive y quiere uno en Patagonia

La cadena anunció cinco resorts de este tipo con socios para México y Punta Cana. Ve al sur argentino como destino ideal para un resort 'todo incluido'. Y evalúa otros 10 proyectos diversos para el país.

Marriott ingresa al mercado all inclusive y quiere uno en Patagonia

La cadena Marriott prevé ingresar al segmento de hoteles all inclusive con cinco establecimientos que comenzarán a construir socios desarrolladores en México y República Dominicana, con más de u$s 800 millones de inversión, que estarían listos entre 2022 y 2025. Pero los destinos de playa no serían los únicos elegidos para estos hoteles 'todo incluido': la cadena mira también con interés la Patagonia argentina, según comentó a El Cronista Laurent de Kousemaeker, Chief Development Officer de Marriott International para el Caribe y América latina.

"Hay potencial para instalar nuevos hoteles de este segmento en el nordeste de Brasil, pero también en la Patagonia argentina. Es un destino interesante para hoteles más pequeños de lujo, con experiencias aventureras y servicio all inclusive, al estar en lugares hermosos pero alejado de todo. Muchos safaris en África funcionan de este modo. Estamos muy abiertos para tener un all inclusive en Patagonia", destacó Kousemaeker.

La cadena busca expandirse en la Argentina, un mercado en el que la marca Marriott había dejado de tener presencia en 2013, cuando el Plaza Hotel que llevaba su nombre fue comprado por el Grupo Sutton. Como cadena, regresó en 2016, tras la compra de Starwood, dueño entre otras marcas de Sheraton, con 10 hoteles en el país.

En los últimos dos meses, anunció además dos nuevos hoteles: la construcción de un W en Puerto Madero, del grupo GNV, que demandará u$s 100 millones y estaría listo en 2024; y el regreso de la marca Marriott en el hotel Panamericano, a pasos del Obelisco, que cambiará de nombre en junio de 2020, tras reformas en el establecimiento.

Alberto Calvo, de grupo Dabra:

Por estos días Alberto Calvo tenía previsto viajar a Japón para ver a Los Pumas en el Mundial de Rugby. Pero su nombramiento como gerente general de Grupo Dabra, empresa dueña de las cadenas de indumentaria deportiva Dexter, Moov y StockCenter, obligaron al ex número uno de Netshoes en la Argentina a cambiar de planes, vender las entradas que ya había adquirido y quedarse en el país.

Pero hay otros desarrollos más en estudio. "Estamos evaluando más de 10 proyectos en la Argentina. Todas las grandes ciudades y los destinos turísticos son interesantes. Tenemos 30 marcas diferentes, que pueden adaptarse a cada lugar y economía para asegurar la rentabilidad. Marcas como AC by Marriott, de menor costo de construcción y operación, o Moxy serían interesantes para la Argentina", comentó Kousemaeker.

"Hoy no hay nada más firmado, pero la Argentina es un mercado importante; desgraciadamente por las dificultades económicas de los últimos años no hemos podido crecer como hubiésemos querido", aclaró. Para expandirse más rápidamente en la Argentina, el 1º de agosto ingresó a Marriott como director de Desarrollo para la región el argentino Juan Paredes, quien hasta entonces se desempeñaba en un cargo similar, pero para el Cono Sur, en la cadena francesa Accor.

Sobre el contexto económico local, el ejecutivo comentó que "los propietarios miran a largo plazo y ven que sí tiene sentido invertir en hoteles en la Argentina; quienes miran más a corto plazo, por la incertidumbre, creo que están esperando ver qué pasa con las elecciones para decidirse", dijo.

El ingreso a all inclusive

La empresa no participaba, por el momento, en el segmento all inclusive, aunque tras la compra de Starwood en 2016 había incorporado experiencia, al asumir la operación de su primera propiedad todo incluido: el Westin Golf Resort & Spa en Playa Conchal, Costa Rica.

"Desde hace muchos años analizamos la evolución de los hoteles all inclusive, el segmento creció a un tamaño significativo y a un mayor nivel de calidad. Los franquiciadores y propietarios de nuestras marcas nos piden desde hace años contar con el producto all inclusive; lo analizamos mucho y vimos, a través de una encuesta, que el 87% de los miembros de nuestro programa Marriott Bonvoy, de 133 millones de socios, que iban a estos hoteles de la competencia, también lo querían", explicó Kousemaeker.

La cadena no creará marcas especiales para este segmento, sino que usará algunas de las 30 que ya posee. "Antes los all inclusive eran un segmento específico, todos parecidos, en su mayoría controlados por empresas españolas en el Caribe. Luego creció en México y se separaron para adultos y familias. Ahora hay experiencias muy diferenciadas, en segmento lifestyle, de lujo o wellness, ya no es una producto específico; es el modo de comprar las vacaciones, según las preferencias. El cliente de lujo está dispuesto a pagar igual o más; lo que se busca no es precio, sino la comodidad de no tener que preocuparse de nada en vacaciones", explicó. "Por eso, los consultores nos recomendaron no crear una nueva marca, ya tenemos muchas muy reconocidas para diversos segmentos que podemos utilizar también para los all inclusive", comentó el ejecutivo.

La mayor demanda de este tipo de turismo también generó la aparición de otros tipos de inversores. "En los últimos años, surgieron más capitales institucionales que buscan desarrollar estos proyectos, que buscan jugadores grandes y confiables para su inversión, como nosotros. Antes eran en su mayoría inversores individuales, independientes", agregó Kousemaeker.

En el mundo hay 430.000 habitaciones all inclusive, el 53% en el Caribe y América latina, en su mayoría en el Caribe y México.

Cuatro de los nuevos hoteles de Marriott estarían listos entre 2023 y 2025 en México, en Riviera Nayarit, a través de Artha Capital (bajo las marcas The Ritz-Carlton, Westin, Autograph Collection y Marriott) y uno abriría en Punta Cana (Autograph Collection) en 2022.

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Recomendado para tí


Seguí leyendo